sábado, 9 de agosto de 2008

Decir agua no quita la sed.

Su mirada perdida se asomo por la puerta de cristal. Pasos forzados a aguantar aquel peso en sus hombros la hacían girar su espalda para equilibrarse un poco y mitigar el dolor en la lumbar.

Como si nadie estuviese allí (por costumbre más que por otra cosa), se dirigió directamente hacia el centro de atracción de aquel grupo y a pesar de eso solo algunos se dieron cuenta de lo que sucedía. Habló con alguien pidiendo ayuda, pero solo le hicieron el gesto de espera. Respuesta muy común para ella.

Se retiro de la misma manera que llego, a una silla de las que habían allí, no para mirar ni prestar atención a lo que decían en ese lugar, sino simplemente….para esperar.
Dos grandes lágrimas cayeron sobre la criatura que tenía en sus brazos. Esa niña con la mirada ida, con el cuerpo a merced del que la sostenga, sin algún movimiento que le indique independencia…que ella SOLA PUEDE. Una señora se le acerco, le brido esperanza con una mano en su espalda y una sonrisa, luego se marchó.

Todos la veían pero nadie observaba, al tiempo que aquella alma desgastada por el afán le regalaba el ósculo mas benigno que su vida pudiese dar, después de todo era lo único que tenia.
Intentó de nuevo buscar auxilio, pidiendo a uno más de aquellos, que la dejasen humillarse, que le permitieran convertirse en menos de lo que ya era por salvar su niña pero aun eso le fue negado…la impertinente prudencia y orden (solo como excusa para no “dañar el rito”) , le arrebataban su esperanza…otra vez.

Al terminar aquella ceremonia, en un arrebato de desesperación corrió al frente y gritando a todos les suplicó una pizca de misericordia, tres gotas de gracia. La marcha ceremonial siguió su curso, la evito por la derecha, la música no dejo de tocar, los asistentes no dejaron de cantar y el celebrante impartía saludos a los que le rodeaban…como si ella no existiera, como si fuese una viruta de polvo en el ambiente, pisoteada por el desconsuelo. Solo sus lágrimas la escucharon.
Y aquellos, que hace un momento rendían tributo a quien les dio vida, que le manifestaban con bastas palabras y oraciones su devoción y amor, se marchaban sin darse cuenta que aquel mismo se encontraba en brazos de aquella mujer de piel oscura…cerca y simplemente OBSERVABDO desde el interior.

Al final…la palabra AGUA no quita la SED.
Felix Alberto

4 comentarios:

Blogger Laura E. ha dicho...

ciertamente.... nos hace pensar que tanta agua hemos retenido en nuestras vidas? y cuanto mas tenemos para dar... a veces es necesario acompañarlo con pan y un abrazo.

hermoso novio!

13 de agosto de 2008, 16:46  
Blogger Yriaf ha dicho...

Fuck!!! Ta demasiado fuerte eso :S Me crapeaste fcked...soy el bebe q ella tiene en brazos T_T. De donde tu sacaste eso??

15 de agosto de 2008, 13:03  
Blogger FeliTo ha dicho...

Eso fue veridico. Fui testigo de cada detalle. Hay cositas que sucedieron depues pero que no entran en el contexto de la historia.

15 de agosto de 2008, 21:18  
Blogger Yriaf ha dicho...

Lo que hay e que hacer una masacre con la mob!!! :S

16 de agosto de 2008, 9:19  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal